El primer grande
A Movement in Arts


Una cuestión de actitud

La victoria ante Boca generó un clima de calma previo al clásico ante Independiente. La actitud es clave para los clásicos los jugadores entendieron el mensaje del entrenador.

Racing con garra y actitud se lo llevó puesto a Boca.
Racing con garra y actitud se lo llevó puesto a Boca.

Un resultado como este levanta la autoestima y más por lo que significa ganarle a un puntero que
venía invicto y con todo a su favor. Es que el triunfo 2 a 1 sobre Boca nos hizo arrancar con una
sonrisa en la semana a muchos racinguistas y encaramos con otro ánimo las cosas.
No me niegue querido lector racinguista que no se le escapó una sonrisa al ver las tapas de los
diarios el día lunes en algún puesto, o cuando escuchó por la radio o vio en la televisión que
nuestra querida Academia venció a todos los pronósticos negativos que se habían dado poco antes
de que se iniciara el match.

Pasando al partido podría decir muchas cosas, pero mi pensamiento se resume a una palabra:
actitud. A mi visión los jugadores salieron a bancar en el terreno de juego al entrenador y a demostrar que
las cosas que se han hablado en estos días quedan de lado, que son ellos los encargados de llevar
el mensaje del dt, que de ellos depende, en gran cantidad, que las cosas marchen con una
atmósfera de buen clima.

Con la vuelta del pulpito González al medio, la falta de cuota de juego se espera ir saldando poco a
poco, vuelta más que aprobada para el mediocampista, pero todo se ha centrado en la figura de
Lautaro Martínez. Es que este joven es una realidad, lejos quedaron esos partidos de la era Sava
cuando quedaba pagando en la línea de cal a pocos minutos de que terminaran los encuentros.
Hoy Lautaro es importante, generó, presionó, convirtió y asistió. A este jugador seguro le espera
un gran futuro en Europa de seguir con actuaciones así, pero antes esperamos disfrutarlo un poco
más y soñar que levante un trofeo antes de su partida.

Pero más allá de Lautaro, Triverio realizó el “trabajo sucio”, ganó varias pelotas aéreas, arrastró
jugadores, presionó y se asoció bien con Martínez en varios momentos. Para muchos “equipo que
gana no se toca”, pero Licha seguramente sea de la partida en el clásico, aunque habrá que
esperar para confirmar.

No es un análisis individual de cada jugador el que quiero hacer aquí, porque todos aportaron
lo suyo, sino a respecto a qué sensación dejó el partido una vez que se escuchó el silbatazo final.
La victoria calmó las aguas, Racing espera con otros ánimos el partido que todos queremos ganar
ante el clásico rival. Pero como dije al iniciar esta nota, la palabra para mí es “actitud”. Si estos
jugadores salen a jugar contra Independiente con las mismas ganas y esa “actitud” que vimos ante
Boca, la victoria será más cercana desde el minuto 1. Seamos realistas, en este deporte muchos
factores influyen, desde el clima hasta la suerte, pero la actitud para jugar estos partidos es clave.

Esa actitud se notó en La Bombonera, la que muchos esperaban ver en otros partidos y más de un
racinguista habrá exclamado: “la pucha, si hubieran jugado de esta manera contra Libertad quizás
estaríamos con vida en la Sudamericana”. Pero ya está, ya pasó, es necesario (como escribí en otro
artículo hace un tiempo atrás) ganar lo que resta y terminar lo mejor posible este 2017 y ya ir
pensando en cómo se va a barajar y dar para el 2018. Porque a todos nos dolió, pero no se trata
de hacer carnicerías y repetir lo que más de un periodista dice sobre el clima que se vive en el día a
día, de esas cosas que solamente generan discordia y alimentan a los programas deportivos de un
contenido que es propio de un segmento barato de chimentos.

Que puede haber dramas internos, sí, como en cualquier lugar. Pero eso no hace a la cuestión,
porque esta victoria ayuda, sirve para calmar las aguas, para que Racing trabaje tranquilo en la
semana y de esta manera afronte el derby que se viene.

Por lo pronto la gente espera con ansias el partido contra Independiente, si se juega con la actitud
(no me refiero a cuestiones tácticas que hacen al juego) que los jugadores le pusieron al difícil
clima de La Bombonera, la victoria se puede quedar en casa. Es tan importante ese compromiso
que inclusive el pulpito González lo remarcó al finalizar el partido vs Boca, declarando estar
“orgullosos de mis compañeros”, por la entrega y por los méritos que se hicieron para llevarse los
3 puntos.

Por Facundo Sandoval

Racing Club – El Primer Grande

www.elprimergrande.com

COMENTARIOS



LIGA PROFESIONAL

Fecha 6

Sarmiento 1
VS
1 Racing

LIGA PROFESIONAL

Fecha 5

Racing 5
VS
0 Aldosivi

LIGA PROFESIONAL

Fecha 4

Gimnasia 3
VS
1 Racing

LIGA PROFESIONAL

Fecha 3

Racing 2
VS
0 Vélez

LIGA PROFESIONAL

Fecha 2

Godoy Cruz 2
VS
0 Racing