El primer grande


El paso a paso de Mostaza

Un recuento de los momentos vividos por el flamante entrenador en sus anteriores periodos en el Club.

Reinaldo Merlo junto a Víctor Blanco luego de arreglar su regreso a Racing (Foto: Olé).

Como en muchas ocasiones los tiempos eran difíciles. En el año 2000 a Racing se le dictaba la quiebra y Blanquiceleste S.A. se hacía cargo de los destinos del fútbol. En lo futbolístico, la acumulación de 35 años de sequía de títulos provocaba ansiedad en muchos. Además, varias malas campañas lo llevaron a quedar en una zona comprometida con el promedio. En enero del año siguiente, el presidente Fernando Marín se convertía en el cupido para Racing y Reinaldo Merlo.

La gloria de la primera etapa

Su arranque en aquel Apertura 2001 no fue de lo mejor. En el debut oficial Merlo no podía darle una alegría a la gente y perdía 1 a 0 como local frente a Talleres de Córdoba. Sin embargo, Racing cerró una buena campaña con 29 puntos y un quinto puesto que lo salvaba de la promoción a dos fechas del final.

En el Torneo siguiente Racing iba a llorar. Un llanto que toda una generación de adolescentes y jóvenes vivía por primera vez. La Academia salía campeón luego de 35 años. José Chatruc, Adrián Bastía y compañía quedaban inmortalizados en la memoria de todos. Aquel empate frente a River (1-1)  en el Cilindro que sostenía la diferencia y, sobretodo, aquel empate frente a Vélez (1-1) en Liniers, que consumaba el título histórico, quedarán en las retinas por siempre. Racing finalizaba con 42 puntos a sólo 1 de los de Nuñez.

El Clausura 2002 le iba a dar otra gran campaña a La Academia. Un sexto lugar con 29 puntos lo llevaron a ser una vez más uno de los equipos protagonistas del campeonato argentino. Los números en aquel primer ciclo indicaron que, con Merlo, Racing ganó 27 partidos, empató 19 y perdió 11 en 57 encuentros disputados.

Un segundo ciclo más humilde

Con el fin del Torneo Clausura 2006 se cerró el proceso de Diego Simeone. Previo al arranque de la Copa del Mundo de Alemania asumía nuevamente Mostaza al frente del equipo. Con varios de los jugadores campeones, con otros de gran nivel en su momento como Sebastián Romero, Juan Manuel Torres y Maximiliano Morales, entre otros; la ilusión renacía.

La campaña sería aceptable. Los 26 puntos lo dejaban en el décimo lugar de la tabla en un torneo que tuvo a muchos equipos luchando el primer puesto y que definió a Estudiantes campeón en aquel partido desempate frente a Boca.

En el torneo siguiente solamente dirigió 10 fechas. Los resultados fueron malos y su relación con el presidente de la gerenciadora, Fernando De Tomaso, tuvo cortocircuitos. Al momento de su destitución el equipo marchaba penúltimo con 7 unidades. En ese periodo se jugaron 28 partidos con 8 triunfos, 9 empates y 11 derrotas.

A partir del lunes comienza una nueva etapa que no sabe de números sino de sentimientos. La próxima fecha con Vélez, el viernes que viene a las 20.20 hs, será el día del retorno al Cilindro.

Por Gabriel Espósito / @GEsposito85

EL PRIMER GRANDE TV

COMENTARIOS



COPA LIBERTADORES

Ganó Racing 5-3 por PENALES

Flamengo 1
VS
1 Racing

Copa de la Liga

Fecha 5

Racing 1
VS
0 Unión

COPA LIBERTADORES

Octavos Ida

Racing 1
VS
1 Flamengo

Copa de la Liga

Fecha 4

Atlético Tucumán 2
VS
0 Racing

Copa de la Liga

Fecha 4

Racing 0
VS
2 Arsenal